INTRODUCCION



"Tanto si piensa que puede, como si piensa que no puede, de cualquier modo está en lo cierto" Henry Ford


Montañista amigo, con el conocimiento, lo difícil o desconocido se vuelve fácil y accesible. ¡Que poca información teníamos en la decada del 90 y años posteriores, de muchas de las más altas montañas de Argentina y Chile! Algunas veces ascendimos una cumbre que no era la principal y otras tuvimos que dejar la expedición como mera exploración al recién poder determinar, ya al fin de la misma, por donde se debería haber accedido o ascendido! Y VOLVER. Durante años fui informando, con relatos y películas, de los resultados de las expediciones que realizabamos y las he condensado en este blog. Espero te sirvan mis relatos.

Jaime Suárez
jaimesuarezgonzalez@gmail.com

NO QUIERO MINERAS, O SUS CAMPAÑAS DE INTELIGENCIA, ANUNCIANDO EN MI PÁGINA...

Si le es útil la información de este blog, no deje de teclear en su publicidad, ayudará a mantenerlo; toma tiempo y casi nunca se recibe un "gracias"

22 abril, 2014


L I B R OS: pueden ser solicitados a la dirección que figura al pie y se les remitirá (previo depósito bancario),  por correo Andreani a su domicilio sin cargo.
192 paginas

NEVADOS DEL ACONQUIJA

          VIVENCIAS EN LOS ANDES DEL TUCUMÁN




Solicítelo a mi mail: 
jaimesuarezgonzalez@gmail.com


Breve reseña

Nevados del Aconquija

Vivencias en los Andes del Tucumán

            Se detallan las vivencias de un montañero en este cordón de montañas que son Los Andes del Tucumán. Misteriosa y profunda secuencia de cúspides rodeadas de secretos aún no bien conocidos o descifrados y de  recuerdos vagos de gestas.
            Transitaron sus entornos, abras, laderas y pasos, conquistadores que aunque dejaron sus profundas huellas y culturas, éstas no alcanzaron a borrar las que desde milenios en esos valles existían.
            Al respecto no se dejó de bosquejar algunas de esas situaciones. Al igual que un esbozo de geografía, acompañado de una descripción y ubicación de las principales cimas del Aconquija.
           Se describen en este libro ascensiones a algunas de las principales cumbres del Nevado, una visita a las recónditas, monumentales y antiguas ruinas de La Ciudacita y un pequeño detalle de alguno de los principales sitios de interés vecinos a este entorno montañoso.
           No escapa al autor, ante los notorios deshielos de estas montañas, expresar su preocupación ante el abuso que se está realizando con la utilización de las napas acuíferas y su contaminación  por la mega-minería, recursos que ya nunca más se recuperarán e hipotecan el futuro.

            Este libro sólo intenta transcribir pensamientos y experiencias sobre este especial lugar del mundo.
                                                                Jaime Suárez


COME CABALLOS - Laguna Brava


            ¡Come Caballos!...Cómo quedó grabada en mi mente esa palabra la primera vez que la escuché. 
           Noticias aisladas de esta gesta se me fueron presentando y revelando. Otras las pude ir descubriendo, al conocer este paso y su entorno en la Cordillera de Los Andes. Pero simple incompletas, casi pidiéndome ser ampliadas y mejor comprendidas.
            Todo nació durante una expedición al Ojos de Salado en 1991, donde pude observar  en el límite del Paso San Francisco entre Argentina y Chile, un monolito que indicaba el tránsito por ese sitio en 1536 de la expedición de Diego de Almagro.
            En años posteriores pude ir ampliando mis conocimientos al realizar escalamientos en cumbres como Bonete Chico, Gemelos, Veladero, Come Caballos, entre otras, de ese sector de Argentina. Lo que iba averiguando me permitía hacer consideraciones y alguna que otra observación. Inclusive al analizar viejos escritos, hasta la de dudar sobre el lugar en que ese monumento se había emplazado.
            Almagro perdió parte de su caballería y acompañantes durante una tempestad de viento y nieve en plena montaña. Otras  expediciones que le seguían, por hacerlo en invierno y por otra tormenta, tuvieron, para poder llevar alimento a sus bocas que disputar la carne, los cerebros y lenguas de los congelados caballos que encontraban en su camino. Esos padecimientos dieron nombre de Come Caballos al paso que utilizaron en su cruce de la cordillera.
            Posteriores tránsitos durante la colonia y la proeza del cruce por este paso de la columna libertadora de Francisco Zelada y Nicolás Dávila en 1817, siguieron marcando hitos en la historia y geografía de este inhóspito, bello y especial lugar de Los Andes.

            Soportar algunas tormentas en plena cordillera durante mis expediciones y el tener que quedarme algunos días sin poder salir de mi carpa, aunque con moderno equipo y suficientes recursos, me permitieron medir y admirar los esfuerzos de las gestas realizadas en el pasado.

No hay comentarios: